Toribio del Fondo

También el campito, el baldío y Pluplanca Sextentrional.
República de Toribio del Fondo, situada en el lote apacible que queda al fondo del Noveno Continente, en Una Cabeza de Vaca, al ladito del baño.

Extensión

Toribio del Fondo comprende un territorio de un toribio del fondo, unidad de medida inventada por el adelantado Íteles Óteles cuando se encontró con que no sabía multiplicar dieciséis por diecinueve (para calcular el área del lote en metros cuadrados).

Habitantes

Toribio del Fondo es conocido por habitar en él habitantes de dos tribus: los dontotos y los bompopos, diferentes en casi todos los aspectos. Todos los habitantes de Toribio del Fondo son dontotos o bompopos. Por ejemplo, los dontotos son poquitos, y los bompopos también (uno de los casi ningún aspecto en que no difieren).

Los dontotos suelen alimentarse de raíces, previamente fritas en aceite de chinfulsoja, y los bompopos, también. Los dontotos componen una música que suena de manera peculiarmente familiar (para los dontotos, que las escuchan a diario), y los bompopos, también.

Los dontotos suelen tocar para acompañar esas melodías un instrumento que llaman qúbrantissuj. Los bompopos también. Sin embargo, y éste es casi el único aspecto en el que difieren, dentro de todos los aspectos en que difieren, los bompopos no escriben qúbrantissuj sino qúbrantisuj. La cantidad de eses que debe llevar la grafía del instrumento es una cuestión religiosa y que ha generado numerosos enfrentamientos entre bompopos y dontotos, en los cuales los dontotos suelen acusar a los bompopos de comerse las eses (las heces).
Los bompopitos que equivocándose en la escritura -muchas veces influídos por maestras dontotas- añaden una segunda ese a qúbrantisuj, son la mayor parte de las veces desheredados por sus padre y madre bompopos.
Los hijos de un dontoto y una bompopa, o viceversa, casi siempre escriben una ese y media, o tres eses, o una vez dos eses y una vez una ese, a menos que quieran lucirse mucho frente a su progenitor dontoto escribiendo qúbrantissuj a la usanza dontota, o análogamente con su progenitor bompopo. En las cartas formales y documentos oficiales, por haber fundado la república de Toribio del Fondo un bompopo, qúbrantisuj se escribe con una sola ese.

No se sabe de ningún caso donde haya sido verdaderamente necesario escribir el nombre del instrumento de la discordia, pero los dontotos y bompopos tienen la delicadeza de hacerlo necesario -y escribirlo- en todos y cada uno de sus escritos, para dejar en evidencia su calidad de dontoto o bompopo, respectivamente.

Nombres toribiodelfondenses

Todos los habitantes de Toribio del Fondo saben poner a sus hijos nombres exquisitamente sublimes, como el caso de Vrx, cuyo nombre era Vrx y todos los posibles anagramas triletros. Esto es verdad para todos los habitantes de Toribio del Fondo, salvo por supuesto para los dontotos y los bompopos.

Los dontotos y bompopos, en cambio, no tienen el menor sentido de la armonía nominal, y a sus hijos nunca les faltan nombres cacófonos, horrísonos y asquerosos. Hijos de dontotos y bompopos eran Romualdo Rumoraldo y los hermanos de la Rémora: Bronchato Arsacásgrarso, Curmarcho Brotchánico, Juntancho Franchongóquiso y Frarchógor Cumnachárgaso de la Rémora.

Las colas

Otra admirable característica de los habitantes de Toribio del Fondo es la costumbre presuntamente innata que tienen de hacer cola. Desde que nacen hasta que mueren -o hasta que la voluntad inquebrantable y mágica del Payaso Pichito los hace inmortales-, los dontotos y bompopos hacen una larga cola, y cada tanto avanzan, aunque no parece haber nadie que atienda. Tienen la costumbre de sacar número, que se expende en unos armatostitos de plástico rojo.

Ocasionalmente algún bompopo, o dontoto, interroga ``¿por qué número vamos?'' al de adelante, y el de adelante pregunta al de adelante, y ése al siguiente, hasta que dan la vuelta completa en sentido horario.

Una vez dada la vuelta, el que originalmente preguntó responde ``acabo de preguntar lo mismo'' y la respuesta nuevamente da la vuelta a la cola -sólo que esta vez en sentido antihorario.

De manera muy similar, los dontotos, y bompopos, a veces juegan a una suerte de juego con el siguiente diálogo: ``te regalo un ''.

Interpretaciones

Stragagmesani ha interpretado esta continua espera como una alegoría de la vida, que no es más que un camino hacia la muerte. Otros seudofilósofos cuestionan a Stragagmesani, por tratarse de una teoría demasiado pesimista, y le aconsejan tomarse unas mentolinas.

Separación de dontotos y bompopos

Los dontotos y bompopos se vieron separados durante la construcción del muro de contención alehedorista. Romualdo Rumoraldo, bompopo antidontotista y antibompopista, volvió a su localidad natal -Toribio del Fondo- a buscar materia prima para la construcción de su muro. Determinó que los huesos de dontotos y bompopos serían un componente que le otorgaría firmeza y esplendor a su obra, tras lo cual eligió a varios dontotos y bompopos y los separó.

Economía

El turismo es la principal industria de Toribio del Fondo, siendo visitado por un turista al año. Se justifica que el turismo sea la principal industria, considerando que cualquier otra industria inexiste.

Otras denominaciones

A veces Toribio del Fondo es llamada la Pluplanca Sextentrional por oposición a la Pluplanca Oxoriental. Pero mirándolos incluso desde lejos está muy claro que Pluplanca y Toribio solamente tienen en común que figuran en esta enciclopedia.